miércoles, 6 de marzo de 2013

Un año nada sencillo para el país


Nuevos partidos políticos

El Instituto Federal Electoral (IFE) recibió 50 solicitudes de organizaciones ciudadanas con el propósito de constituirse en Partidos Políticos Nacionales, quienes ahora, deberán realizar por lo menos 20 asambleas estatales o 200 distritales, con la hoja de afiliación y la firma del ciudadano/a, lo anterior ante la presencia de la autoridad electoral federal con el objeto de verificar que reúnen los requisitos exigidos por la ley, y una vez cubierto los requisitos, el otorgamiento del registro como partido político nacional comenzará a estar vigente a partir del primero de agosto del 2014.

Del listado de organizaciones y agrupaciones políticas que solicitaron su registro ante el IFE destacan; Movimiento de Regeneración Nacional –MORENA- que encabeza Andrés Manuel López Obrador, también se encuentra la del ex dirigente nacional del PAN, Manuel Espino y el ex perredista, René Arce con Concertación Ciudadana, y por otra parte, otros buscarán renacer con fuerza como el Partido Socialdemócrata –PSD-, que sin recurrir a las grandes figuras nacionales, se escudará en los y las líderes estatales, dejando de lado a Patricia Mercado y Luciano Pascoe.

Esta información difundida por el IFE, tiene muchas y múltiples lecturas para nosotros como ciudadanía y para las mismas instituciones después del proceso electoral del 2012, una de ellas, es que muchas y muchos no se sienten ni se han sentido representados en las actuales fuerzas políticas, y otra, emanada de la cantidad de solicitantes, es que se convierte en un negocio político redituable.

En algunos casos, podemos rescatar historias interesantes, como el PSD que nació ya hace más de una década, con Gilberto Rincón Gallardo, partido político que pugnó por los derechos de las minorías y que valió la creación de la Comisión Nacional para Prevenir la Discriminación y que en cada elección ha puesto temas en la agenda política nacional. En el caso de MORENA, podría destacarse la obsesión de su líder por la obtención del poder y visibilidad constante en los medios de comunicación, así como del manipuleo e incoherencia de trato con las llamadas izquierdas. Y de Concertación Ciudadana, qué podríamos esperar de un expanista ultraconservador y un izquierdista, más un exsocialdemócrata como Jorge Carlos Díaz Cuervo; un churro político.

Durante los siguientes meses seremos testigos de un desfile de agrupaciones quererse constituir en un Partido Político Nacional, nos presentarán propuestas, ahora tocará a la ciudadanía generar una reflexión en torno a ellas y decidir por quién y quienes se inclinarán para incrementar los logos que aparecerán en las boletas electorales del 2015.

Hasta la próxima.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada